reparar llanta

Cómo reparar fisura en una llanta de aluminio

Déjame adivinar, pegaste un bordillazo, sigues conduciendo y notas que tu auto se siente diferente. Hay una sensación de vibración; el auto va temblando. Así que, para estar seguro, paras y examinas la rueda a la que le pegaste el bordillazo.

La goma del neumático parece estar bien, pero inspeccionas la llanta y ves un gran rasguño. Si este rasguño es el único daño y estás en Santiago, puedes contactarnos y devolveremos rápidamente la rueda a su estado original. Sin embargo, si notas que tu llanta está agrietada o doblada, requerirá una evaluación de daño estructural para luego determinar si cómo reparar tu llanta.

En Vulcaya tenemos el servicio de reparación de llantas, podemos ayudarte tanto si tu daño es estructural o estético.

Lamentablemente, las llantas fisuradas y dobladas se producen en el transcurso normal de la conducción de cualquier auto. Y aunque puedan parecer de poca importancia, las llantas agrietadas son un riesgo para la seguridad de los conductores y los pasajeros del vehículo.

El riesgo más peligroso es que el neumático que rodea a la llanta dañada puede reventar por completo. Un reventón de la llanta a altas velocidades puede llevar a la pérdida parcial o total del control de tu auto, y podrías chocar. 

Incluso si esto no ocurre, una llanta fisurada compromete la integridad de tu vehículo. Puede correlacionarse con problemas de desgaste desigual de los neumáticos, problemas de alineación, dificultad en la dirección o daños en la suspensión, y debe abordarse de inmediato.

Incluso puedes tener una llanta agrietada sin haberte dado cuenta. Algunas de las causas más comunes de las llantas agrietadas son:

  • Baches y carreteras irregulares
  • Golpear o conducir sobre un bordillo
  • Accidentes de tráfico

Aunque no veas una grieta evidente, hay otros signos reveladores de una llanta dañada. Es posible que escuches sonidos o ruidos diferentes a los normales procedentes de la dirección de una rueda, o que sientas vibraciones inusuales en el volante, o que notes una alteración en el manejo del vehículo y un menor consumo de gasolina.

¿Es posible reparar una llanta fisurada?

SÍ Y NO.

La posibilidad de reparar tu llanta agrietada depende de si la soldadura restablece la suficiente estabilidad del auto. Un técnico experimentado puede reparar grietas cortas y finas sin problemas, pero cuanto más larga y ancha sea la grieta, mayor será el riesgo por lo que necesitarás un técnico especialista en reparación de llantas.

Sin embargo, si su llanta está raspada y doblada pero no tiene una grieta, entonces es un candidato perfecto para una reparación estructural y estética. 

En primer lugar, se limpia la llanta de aleación y se separa la zona dañada del resto de la rueda. A continuación, se lija la llanta para borrar el daño y se rellena y seca con un calentador para completar el proceso. Por último, el técnico pintará y pulirá la rueda hasta dejarla como nueva.

La única manera de saber lo rápida y asequible que será tu reparación de llanta es hablando con un técnico experimentado. En Vulcaya.cl, trabajamos con clientes en esta situación todo el tiempo. Por lo que si te encuentras en Santiago de Chile, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y estaremos encantados de ayudarte.

+56 9 5604 8437
Abrir chat